Saltar al contenido
REPASANDO SIN PAPELES

Constitución Española Punto por Punto – 2

febrero 21, 2019
constitucion española explicada


La Constitución española de 1978 – 2

TÍTULO 1

DERECHOS Y DEBERES FUNDAMENTALES




Seguimos analizando punto por punto la Constitución Española de 1978! Intentaré hacerlo de forma sencilla y sin enrollarme demasiado.
En este segundo vídeo de la Constitución Española empezaremos a repasar el título I de la Constitución: “De los derechos y deberes fundamentales”.
Repasaremos el artículo 10 y los artículos del CAPÍTULO PRIMERO, es decir, los artículos del 11 al 13.

(adsbygoogle = window.adsbygoogle || []).push({});


Bienvenido a “Repasando sin papeles”!

Qué tal llevas las oposiciones? Dejamos los papeles a un lado un ratito? Venga pues suscribete a mi canal y no olvides darle a la campanita para no perderte ninguno de los repasos!

Bien, antes de empezar con el repaso de la Constitución Española de 1978 quiero anunciaros … que por fin en los cursos de justicia de la plataforma de test OPONLINE (auxilio judicial, tramitación procesal, gestión…) tenéis ya a vuestra disposición los CASOS PRÁCTICOS. Además, os recuerdo que están trabajando para que los que vais para administrativo del estado también tengáis CASOS PRÁCTICOS, ¿qué más se puede pedir?.

Bueno, ahora sí que ya empezamos con el segundo repaso de la Constitución Española. Venga opovalientes, atentos, vamos allá!

constitucion-española
Constitución Española Explicada

TÍTULO I. De los derechos y deberes fundamentales

Artículo 10


1. La dignidad de la persona, los derechos inviolables que le son inherentes, el libre desarrollo de la personalidad, el respeto a la ley y a los derechos de los demás son fundamento del orden político y de la paz social.



2. Las normas relativas a los derechos fundamentales y a las libertades que la Constitución reconoce se interpretarán de conformidad con la Declaración Universal de Derechos Humanos y los tratados y acuerdos internacionales sobre las mismas materias ratificados por España.

Este punto se refiere a que las normas que veremos en los artículos del 15 al 29 de la Constitución Española, es decir, en la sección 1ª del capítulo II del Título I de la Constitución Española, no se pueden tocar y deben respetar lo acordado en la Declaración Universal de Derechos Humanos (10-12-1948) y lo acordado en los Tratados y Acuerdos Internacionales que han sido aceptados por España, como por ejemplo el Convenio Europeo para la Protección de los Derechos Humanos y Libertades Fundamentales.

➤Dale al play para ver este repaso:


CAPÍTULO PRIMERO

De los españoles y los extranjeros

Artículo 11



1. La nacionalidad española se adquiere, se conserva y se pierde de acuerdo con lo establecido por la ley.


Bien, pues, en el primer punto de este artículo cuando dice “la nacionalidad se adquiere, se conserva y se pierde de acuerdo con lo establecido por ley” se refiere a lo establecido al respecto en el Código Civil.


La nacionalidad se puede adquirir en el momento del nacimiento o bien en un momento posterior como por ejemplo en el caso de adopción, por residencia, por carta de naturaleza, por posesión de estado… y según veremos en el artículo 149 de la Constitución Española, el ESTADO es quien tiene competencia “exclusiva” en cuanto a la nacionalidad.


2. Ningún español de origen podrá ser privado de su nacionalidad.
En el punto 2 dice que ningún español de origen podrá ser privado de su nacionalidad. Y quienes son considerados españoles de origen?: Pues además de los nacidos de padre o madre española, son españoles de origen… 


– Los nacidos en España cuando sean hijos de padres extranjeros si, al menos uno de los padres, ha nacido en España (exceptuándose los hijos de diplomáticos). 


– Los nacidos en España de padres extranjeros, si ambos son apátridas, es decir, si carecen de nacionalidad en ningún país, o si la legislación de ninguno de los países de los padres atribuye al hijo una nacionalidad. 


– Los niños nacidos en España de cuyos padres se desconoce la identidad. 


– Los menores de 18 años que sean adoptados por un español, y los mayores de 18 años adoptados por un español, que hayan optado por la nacionalidad española de origen en el plazo de dos años desde la adopción.

3. El Estado podrá concertar tratados de doble nacionalidad con los países iberoamericanos o con aquellos que hayan tenido o tengan una particular vinculación con España. En estos mismos países, aun cuando no reconozcan a sus ciudadanos un derecho recíproco, podrán naturalizarse los españoles sin perder su nacionalidad de origen.


La Constitución Española en el punto 3 de este artículo nos habla de “tratados de doble nacionalidad” entre los distintos países. 


Bien, pues las personas con doble nacionalidad son aquellas que al mismo tiempo son nacionales de más de un país, gozando de la plena condición jurídica de nacionales en esos Estados a la vez, sin que por el hecho de adquirir la segunda nacionalidad se pierda la que se tiene.


Sin embargo, los ciudadanos con doble nacionalidad no estarán sometidos de forma constante a las legislaciones de los dos países, sino que en cuestiones como el otorgamiento de pasaporte, la protección diplomática, el ejercicio de los derechos civiles y políticos, los derechos de trabajo y de seguridad social y las obligaciones militares y tal … en estas cuestiones estarán sometidos a la legislación del país en el que tengan fijado su domicilio.

Artículo 12

Los españoles son mayores de edad a los dieciocho años.


Artículo 13

1. Los extranjeros gozarán en España de las libertades públicas que garantiza el presente Título en los términos que establezcan los tratados y la ley.

Date cuenta que dice que los extranjeros gozarán en España de las “libertades públicas” pero no dice “derechos”. Si te fijas en el siguiente apartado, verás por qué recalco esto.

2. Solamente los españoles serán titulares de los derechos reconocidos en el artículo 23, salvo lo que, atendiendo a criterios de reciprocidad, pueda establecerse por tratado o ley para el derecho de sufragio activo y pasivo en las elecciones municipales.

Antes de nada, aclarar que el derecho de sufragio activo es el derecho de un ciudadano a votar y a elegir libremente a sus representantes.

Y el derecho de sufragio pasivo es el derecho a resultar elegido, el derecho a presentarse como candidato para acceder a los cargos y funciones públicas.

Bien, pues, según el punto 2, como he dicho antes, solamente los españoles tienen el derecho a la participación política a la que se refiere el artículo 23 de la Constitución, salvo que hayan acuerdos de reciprocidad entre países.

Y qué es esto de reciprocidad?

Pues que un Estado conceda a los nacionales de otro país los mismos derechos que este segundo país otorgue a su vez a los del primero.

En conclusión, el derecho de sufragio activo y pasivo para los extranjeros en las elecciones municipales en España solo es posible para los ciudadanos originarios de aquellos países que reconozcan esos mismos derechos a los ciudadanos españoles.

Precisamente la Constitución española se modificó, como consecuencia del Tratado de Maastricht en 1992 tratando de hacer posible el sufragio activo y pasivo de los nacionales de los distintos Estados de la Unión Europea en las elecciones municipales del país de la Unión en el que residan y fue dictada en desarrollo del Tratado de la Unión Europea de 7 de febrero de 1992… ya que antes de la modificación sólo se contemplaba la posibilidad de extender a extranjeros la titularidad del derecho de sufragio activo, es decir el derecho a votar y no el derecho a ser elegido.

3. La extradición sólo se concederá en cumplimiento de un tratado o de la ley, atendiendo al principio de reciprocidad. Quedan excluidos de la extradición los delitos políticos, no considerándose como tales los actos de terrorismo.

A ver, Extradición es una solicitud de un Estado a otro para que le entregue a una persona que se encuentra en el país del otro, generalmente por haber cometido un delito o para que cumpla una pena.

Aquí también se atiende al principio de Reciprocidad, es decir, que sólo se concederá la extradición en el caso de que haya ese acuerdo de reciprocidad entre los estados. También resaltar que los actos de terrorismo no pueden considerarse delitos políticos a efectos de extradición.

4. La ley establecerá los términos en que los ciudadanos de otros países y los apátridas podrán gozar del derecho de asilo en España.

Bien, pues esto es que los ciudadanos de otros países, y también las personas que no tienen nacionalidad en ningún país, los apátridas, tendrán derecho de asilo, que es la protección que un estado brinda a cualquier persona fuera de su país de orígen en caso de persecución política.
Fuentes: Constitución Española de 1978 BOE Exteriores.gob.esMjusticia.gob.es

Bueno, pues ya hemos terminado con el repaso. Si te ha resultado útil este vídeo dale al me gusta en el vídeo de youtube para apoyarme y no olvides suscribirte para no perderte nuevos repasos de la Constitución Española y otras leyes.

Como siempre en los comentarios de este vídeo de la Constitución Española en youtube, os he dejado unas cuantas preguntas test referentes a este vídeo.

Esto es todo, nos vemos en el siguiente vídeo. Hasta el próximo repaso!




oposiciones-agente-hacienda-youtube
Repasando Sin Papeles- Youtube


✅En mi CANAL encontrarás:

  • LEGISLACIÓN OPOSICIONES 👈(Constitución Española, Estatuto Básico del Empleado Público, Ley 39/2015 procedimiento administrativo, Ley 40/2015 de Régimen Jurídico…) 
  • VIDEOTEMARIOS 👈 (Aunque hay más que encontrarás organizados aquí en mi web)
Nos vemos en Youtube? Hasta el próximo repaso!

*SUSCRÍBETE y no olvides activar la campanita para enterarte de nuevos vídeos!


👇Compartir con Opocompis 👇